Christianity Today recomienda al papa

La revista Christianity Today, fundada por Billy Graham, durante mucho tiempo ha promovido el ridículo e inescritural concepto “catolicismo evangélico.” El ejemplo más reciente es “El Crecimiento del Rebaño Evangélico del Papa”, 09 de octubre de 2015. Este inicia con la afirmación de que “bajo el liderazgo de Francisco’, la Iglesia Católica está viendo más, bien, protestante.”

Mucho se ha hablado del llamado de Francisco a los católicos a leer la Biblia. Lo que se ignora es el hecho de que los católicos leen la Biblia a través de los anteojos de las herejías romanas y el hecho de que Roma ha exaltado formalmente su vana tradición al mismo nivel de autoridad de las Escrituras. El Concilio Vaticano II proclamó: “Por lo tanto se trata de que la Iglesia no saca su certeza acerca de todas las verdades solo de la Escritura. Por lo tanto, tanto la Escritura y la Tradición deben ser aceptadas y honradas con igual sentimiento de devoción y reverencia revelada” (Vaticano II, “Constitución dogmática sobre la divina revelación,” Cap. 2, 9, p. 682).

¿Cómo puede el catolicismo ser “evangélico” cuando niega descaradamente “sola Escritura”? Christianity Today señala también que Francisco está instando a los católicos a orar desde el corazón y no sólo de memoria. Una vez más, lo que se ignora es el hecho de que las más fervientes oraciones del Papa se dirigen a María, que es una práctica herética y blasfema.

Chirstianity Today cita una encuesta de Pew Research que muestra que el 60% de los “evangélicos” aprueba al Papa. Esa estadística no prueba que Roma sea más bíblica; resulta, más bien, que los evangélicos son más romanistas, y esto es una señal importante de la época. “Porque vendrá tiempo cuando no sufrirán la sana doctrina, sino según sus propios deseos se amontonarán para sí maestros, teniendo comezón de oír, ya la vez que apartarán sus oídos de la verdad, y se volverán a las fábulas” (2 Timoteo 4: 3-4).

Fuente: wayoflife.org
Traducción: masNobles.net

Diez citas bíblicas que explican el Reino de Dios

Para los que con sinceridad quieren aprender acerca de lo que verdaderamente es el Reino de Dios, acá les dejo diez citas escritas por apóstoles y/o teólogos, como les guste, de la talla de Mateo, Marcos (Pedro si lo prefieren), Juan y Pablo; ¿habrá autores más competentes que los mencionados para escribir acerca del Reino de Dios?

Acá la lista:

1. Mateo 12:28 Pero si yo por el Espíritu de Dios echo fuera los demonios, ciertamente ha llegado a vosotros el reino de Dios.

2. Marcos 1:15 diciendo: El tiempo se ha cumplido, y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos, y creed en el evangelio.

3. Marcos 4:11 Y les dijo: A vosotros os es dado saber el misterio del reino de Dios; mas a los que están fuera, por parábolas todas las cosas; 12 para que viendo, vean y no perciban; y oyendo, oigan y no entiendan; para que no se conviertan, y les sean perdonados los pecados.

4. Juan 3:3 Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. 4 Nicodemo le dijo: ¿Cómo puede un hombre nacer siendo viejo? ¿Puede acaso entrar por segunda vez en el vientre de su madre, y nacer? 5 Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios.

5. Romanos 14:17 porque el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia, paz y gozo en el Espíritu Santo.

6. 1 Corintios 4:20 Porque el reino de Dios no consiste en palabras, sino en poder.

7. 1 Corintios 6:9 ¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, 10 ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios.

8. 1 Corintios 15:50 Pero esto digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios, ni la corrupción hereda la incorrupción.

9. Gálatas 5:19 Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, 20 idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, 21 envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios.

10. Efesios 5:5 Porque sabéis esto, que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios.

El Evangélio sigue creciendo en Guatemala

Solo un 3 por ciento es la diferencia entre la población que se reconoce católica y la evangélica en Guatemala, de acuerdo con la Encuesta Libre que ProDatos elaboró para Prensa Libre, lo cual también evidencia un punto de estancamiento en el descenso y crecimiento de estas religiones.

Según la medición efectuada en abril último, el 45 por ciento de guatemaltecos afirma que profesa la religión católica; el 42 por ciento dice ser evangélico; un 2 por ciento indica pertenecer a otras denominaciones y un 11 por ciento no profesa ninguna religión.

Al menos desde el 2012, en las encuestas de ProDatos el catolicismo ha ido en disminución y el protestantismo en aumento, pero desde enero del 2014 esto se detuvo.

Durante enero del 2013 y el mismo mes del 2014, el descenso porcentual de los católicos fue de un 8 por ciento, y el aumento de los evangélicos, del 7 por ciento.

Fuente: http://www.prensalibre.com/guatemala/comunitario/catolicos-evangelicos-cifras-encuesta

LA VESTIMENTA DEL PONTIFEX MAXIMUS DE ROMA

Este es un brevísimo extracto del libro titulado “Tratado de las Antiguedades Romanas” que muestra el origen pagano-romano de las vestimentas utilizadas por el Pontifex Maximus de Roma, mismas que se siguen utilizando hasta el día de hoy en la Iglesia de Roma.

Los pontifices vestian una ropa bordada de púrpura con un bonete de lana de figura cónica, del cual salia cierta varilla forrada tambien de lana que terminaba en un copete, y se decia apex. Augusto se revistió de la dignidad de gran pontifice despues de la muerte de Lépido, y en adelante se transmitió á sus sucesores.” -Página 178. (http://historiayverdad.org/Roma/Tratado-de-las-antiguedades-romanas-alejandro-adam.pdf)

Esto es una evidencia más de que la Iglesia Católica Romana NO es cristiana, sino pagana; es decir que es la continuación del ancestral paganismo romano.

ROMA, EL PAGANISMO Y EL ÁRBOL DE NAVIDAD

Este es un brevísimo extracto del libro titulado “Tratado de las Antigüedades Romanas” que muestra el origen romano-pagano de la dedicación de árboles al culto de los dioses, y que es el origen del árbol de navidad que está dedicado al Jesús del paganismo de los sacramentos de la Iglesia Católica Romana.

En el libro se lee: “Los que ofrecían sacrificios debían acercarse al altar castos y puros, vestidos de un ropage blanco, bañándose antes, y llevando sobre su cabeza una corona de hojas del árbol consagrado al dios que era el objeto del culto.. Página 191.

Asimismo, indica: “A la puerta del difunto se colgaban ramos de ciprés, árbol consagrado á Pluton, á fin de preservar al gran Pontífice de que viese el cadáver, pues con tal vista su persona quedaba impura.” Páginas 287-288. Adicionalmente, sabemos que en la mitología romana Plutón es el dios del inframundo.

Entonces vemos que, además de que la navidad es una fiesta pagana, el uso de árboles en la navidad también es de origen pagano y adicionalmente, el ciprés -que generalmente se utiliza y adorna para la navidad- está dedicado al dios del inframundo.

El libro completo “Tratado de las Antigüedades Romanas” lo pueden obtener de acá:
http://historiayverdad.org/Roma/Tratado-de-las-antiguedades-romanas-alejandro-adam.pdf

DIOS, LA BIBLIA, LA TEOLOGÍA DE LAS MISIONES Y EL REINO DE DIOS

A razón de la, cada vez más creciente, influencia de las doctrinas católico romanas en el desarrollo de la Iglesia Evangélica, como la demoninada “Teología de la Misión o Teología de las Misiones” que, en pocas palabras indica que la Iglesia debe establecer el reino de Dios sobre la tierra ocupándose en disminuir la pobreza y la injusticia social, así como en “transformar” a la sociedad; cosas que también son parte integral de la jesuítica y nefasta “Teología de la Liberación”; es necesario dejar de lado las teologías para entender bíblicamente qué es el reino de Dios.

Por ello se debe empezar por lo primero, es decir por leer la Biblia para saber qué es el reino de Dios en los términos que Él lo definió, describió y escribió, para tener la definición y visión correcta del reino de Dios y no la romanista y jesuítica que está anegando a algunos sectores evangélicos.

Recordemos las palabras del Señor Jesús “Mi Reino no es de este mundo; si de este mundo fuera mi Reino, mis servidores pelearían para que yo no fuera entregado a los judíos; ahora, pues, mi Reino no es de aquí.” (Jn. 18:36)

Acá les dejo una lista de algunos versos sin comentarios, lo cual podría ser en un futuro post:

Mateo 6:31 No os congojéis pues, diciendo: ¿Qué comeremos, ó qué beberemos, ó con qué nos cubriremos? 32 Porque los Gentiles buscan todas estas cosas: que vuestro Padre celestial sabe que de todas estas cosas habéis menester. 33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Mateo 12:28 Y si por espíritu de Dios yo echo fuera los demonios, ciertamente ha llegado á vosotros el reino de Dios.

Mateo 21:28 Mas, ¿qué os parece? Un hombre tenía dos hijos, y llegando al primero, le dijo: Hijo, ve hoy á trabajar en mi viña. 29 Y respondiendo él, dijo: No quiero; mas después, arrepentido, fué. 30 Y llegando al otro, le dijo de la misma manera; y respondiendo él, dijo: Yo, señor, voy. Y no fué. 31 ¿Cuál de los dos hizo la voluntad de su padre? Dicen ellos: El primero. Díceles Jesús: De cierto os digo, que los publicanos y las rameras os van delante al reino de Dios.

Marcos 1:15 Y diciendo: El tiempo es cumplido, y el reino de Dios está cerca: arrepentíos, y creed al evangelio.

Marcos 4:11 Y les dijo: A vosotros es dado saber el misterio del reino de Dios; mas á los que están fuera, por parábolas todas las cosas; 12 Para que viendo, vean y no echen de ver; y oyendo, oigan y no entiendan: porque no se conviertan, y les sean perdonados los pecados.

Marcos 4:26 Decía más: Así es el reino de Dios, como si un hombre echa simiente en la tierra; 27 Y duerme, y se levanta de noche y de día, y la simiente brota y crece como él no sabe. 28 Porque de suyo fructifica la tierra, primero hierba, luego espiga, después grano lleno en la espiga; 29 Y cuando el fruto fuere producido, luego se mete la hoz, porque la siega es llegada. 30 Y decía: ¿A qué haremos semejante el reino de Dios? ¿ó con qué parábola le compararemos? 31 Es como el grano de mostaza, que, cuando se siembra en tierra, es la más pequeña de todas las simientes que hay en la tierra; 32 Mas después de sembrado, sube, y se hace la mayor de todas las legumbres, y echa grandes ramas, de tal manera que las aves del cielo puedan morar bajo su sombra.

Marcos 9:1 TAMBIÉN les dijo: De cierto os digo que hay algunos de los que están aquí, que no gustarán la muerte hasta que hayan visto el reino de Dios que viene con potencia.

Marcos 9:47 Y si tu ojo te fuere ocasión de caer, sácalo: mejor te es entrar al reino de Dios con un ojo, que teniendo dos ojos ser echado á la Gehenna; 48 Donde el gusano de ellos no muere, y el fuego nunca se apaga.

Marcos 10:14 Y viéndolo Jesús, se enojó, y les dijo: Dejad los niños venir, y no se lo estorbéis; porque de los tales es el reino de Dios. 15 De cierto os digo, que el que no recibiere el reino de Dios como un niño, no entrará en él.

Marcos 12:32 Entonces el escriba le dijo: Bien, Maestro, verdad has dicho, que uno es Dios, y no hay otro fuera de él; 33 Y que amarle de todo corazón, y de todo entendimiento, y de toda el alma, y de todas las fuerzas, y aMarcos al prójimo como á sí mismo, más es que todos los holocaustos y sacrificios. 34 Jesús entonces, viendo que había respondido sabiamente, le dice: No estás lejos del reino de Dios. Y ya ninguno osaba preguntarle.

Lucas 13:23 Y díjole uno: Señor, ¿son pocos los que se salvan? Y él les dijo: 24 Porfiad á entrar por la puerta angosta; porque os digo que muchos procurarán entrar, y no podrán. 25 Después que el padre de familia se levantare, y cerrare la puerta, y comenzareis á estar fuera, y llaMarcos á la puerta, diciendo: Señor, Señor, ábrenos; y respondiendo os dirá: No os conozco de dónde seáis. 26 Entonces comenzaréis á decir: Delante de ti hemos comido y bebido, y en nuestras plazas enseñaste; 27 Y os dirá: Dígoos que no os conozco de dónde seáis; apartaos de mí todos los obreros de iniquidad. 28 Allí será el llanto y el crujir de dientes, cuando viereis á Abraham, y á Isaac, y á Jacob, y á todos los profetas en el reino de Dios, y vosotros excluídos. 29 Y vendrán del Oriente y del Occidente, del Norte y del Mediodía, y se sentarán á la mesa en el reino de Dios.

Lucas 18:15 Y traían á él los niños para que los tocase; lo cual viendo los discípulos les reñían. 16 Mas Jesús llamándolos, dijo: Dejad los niños venir á mí, y no los impidáis; porque de tales es el reino de Dios. 17 De cierto os digo, que cualquiera que no recibiere el reino de Dios como un niño, no entrará en él.

Juan 3:3 Respondió Jesús, y díjole: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere otra vez, no puede ver el reino de Dios. 4 Dícele Nicodemo: ¿Cómo puede el hombre nacer siendo viejo? ¿puede entrar otra vez en el vientre de su madre, y nacer? 5 Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. 6 Lo que es nacido de la carne, carne es; y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es.

Hechos 14:22 Confirmando los ánimos de los discípulos, exhortándoles á que permaneciesen en la fe, y que es menester que por muchas tribulaciones entremos en el reino de Dios.

Romanos 14:17 Que el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia y paz y gozo por el Espíritu Santo.

1 Corintios 4:20 Porque el reino de Dios no consiste en palabras, sino en virtud.

1 Corintios 6:9 ¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No erréis, que ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, 10 Ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los robadores, heredarán el reino de Dios.

1 Corintios 15:50 Esto empero digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios; ni la corrupción hereda la incorrupción.

Gálatas 5:21 Envidias, homicidios, borracheras, banqueteos, y cosas semejantes á éstas: de las cuales os denuncio, como ya os he anunciado, que los que hacen tales cosas no heredarán el reino de Dios.

Efeios 5:5 Porque sabéis esto, que ningún fornicario, ó inmundo, ó avaro, que es servidor de ídolos, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios.

2 Timoteo 4:1 REQUIERO yo pues delante de Dios, y del Señor Jesucristo, que ha de juzgar á los vivos y los muertos en su manifestación y en su reino.

Dios, Israel, Roma, el paganismo, la Iglesia, el culto al sol y la navidad

Dejo acá siete textos que muestran que el culto al dios sol está prohibido al pueblo de Dios, pero aún así en el pasado Israel cayó en ese error y ahora la Iglesia también ha caído en el error de celebrarlo.

La prohibición del culto al dios sol está registrada desde el libro de Deuteronomio; sin embargo, a lo largo del Antiguo Testamento encontramos varios pasajes que describen cómo Israel le rendió culto al sol y cómo ése culto fue combatido por quienes fueron obedientes y fieles al Señor y su Palabra.

Es interesante ver que cuando llegamos al libro de Ezequiel capítulo ocho, el Señor da una lista de las abominaciones que se cometían en el Templo; esas abominaciones empeoran de maldad una tras otra hasta llegar a la última que es la celebración del culto al dios sol; Ezequiel lo registra así “Luego me dijo: ¿No ves, hijo del hombre? Vuélvete aún, verás ABOMINACIONES MAYORES QUE ÉSTAS. Y metióme en el atrio de adentro de la casa de Jehová: y he aquí junto á la entrada del templo de Jehová, entre la entrada y el altar, como veinticinco varones, SUS ESPALDAS VUELTAS AL TEMPLO DE JEHOVÁ Y SUS ROSTROS AL ORIENTE, Y ENCORVÁBANSE AL NACIMIENTO DEL SOL.

En ese mismo sentido, sabemos que los romanos celebraban las fiestas saturnalias en honor a dios Saturno del 17 al 24 de diciembre y éstas concluían el 25 de diciembre con la fiesta del nacimiento del “Deus Sol Invictus” (Invencible Dios Sol) que fue llamada “Natalis Solis Invictis” (Nacimiento del Sol Invicto) porque, entre otras cosas, ese es el primer día del año en que la luz del sol empieza a iluminar más tiempo sobre la tierra.

Entonces es evidente que el antiquísimo culto al sol se extendió en Oriente hasta llegar a Europa y el Imperio Romano; posteriormente durante el siglo V la Iglesia Romana re-estableció en sus dominios y seguidores la fiesta de celebración del nacimiento del dios sol o “Natalis Solis Invictis”, mintiendo -como es su costumbre- de que ese día había sido el nacimiento de Jesucristo.

Ahora bien, esa terrible abominación del culto al dios sol celebrada por los sacerdotes en el Templo y por los romanos en las fiestas Saturnales, la siguen celebrando incontables creyentes cada vez que, por ignorancia o no, el 25 de diciembre celebran el nacimiento del sol invicto en la fiesta pagana de la navidad.

Acá les dejo los 7 versos para que veamos las intrucciones y pensamientos de Dios acerca del culto al dios sol.

Deuteronomio 17:1 NO sacrificarás á Jehová tu Dios buey, ó cordero, en el cual haya falta ó alguna cosa mala: porque es abominación á Jehová tu Dios. 2 Cuando se hallare entre ti, en alguna de tus ciudades que Jehová tu Dios te da, hombre, ó mujer, que haya hecho mal en ojos de Jehová tu Dios traspasando su pacto, 3 Que hubiere ido y servido á dioses ajenos, y se hubiere inclinado á ellos, ORA AL SOL, Ó Á LA LUNA, ó á todo el ejército del cielo, lo cual yo no he mandado; 4 Y te fuere dado aviso, y, después que oyeres y hubieres indagado bien, la cosa parece de verdad cierta, que tal abominación ha sido hecha en Israel; 5 Entonces sacarás al hombre ó mujer que hubiere hecho esta mala cosa, á tus puertas, hombre ó mujer, y los apedrearás con piedras, y así morirán.

2 Reyes 23:4 Entonces mandó el rey al sumo sacerdote Hilcías, y á los sacerdotes de segundo orden, y á los guardianes de la puerta, que sacasen del templo de Jehová todos los vasos que habían sido hechos para Baal, y para el bosque, y para toda la milicia del cielo; y quemólos fuera de Jerusalem en el campo de Cedrón, é hizo llevar las cenizas de ellos á Beth-el. 5 Y quitó á los Camoreos, que habían puesto los reyes de Judá para que quemasen perfumes en los altos en las ciudades de Judá, y en los alrededores de Jerusalem; y asimismo á los que QUEMABAN PERFUMES Á BAAL, AL SOL Y Á LA LUNA, y á los signos, y á todo el ejército del cielo. 6 Hizo también sacar el bosque fuera de la casa de Jehová, fuera de Jerusalem, al torrente de Cedrón, y quemólo en el torrente de Cedrón, y tornólo en polvo, y echó el polvo de él sobre los sepulcros de los hijos del pueblo. 7 Además derribó las casas de los sodomitas que estaban en la casa de Jehová, en las cuales tejían las mujeres pabellones para el bosque. 8 E hizo venir todos los sacerdotes de las ciudades de Judá, y profanó los altos donde los sacerdotes quemaban perfumes, desde Gabaa hasta Beer-seba; y derribó los altares de las puertas que estaban á la entrada de la puerta de Josué, gobernador de la ciudad, que estaban á la mano izquierda, á la puerta de la ciudad. 9 Empero los sacerdotes de los altos no subían al altar de Jehová en Jerusalem, mas comían panes sin levadura entre sus hermanos. 10 Asimismo profanó á Topheth, que está en el valle del hijo de Hinnom, porque ninguno pasase su hijo ó su hija por fuego á Moloch. 11 Quitó también LOS CABALLOS QUE LOS REYES DE JUDÁ HABÍAN DEDICADO AL SOL á la entrada del templo de Jehová, junto á la cámara de Nathan-melech eunuco, el cual tenía cargo de los ejidos; y quemó al fuego LOS CARROS DEL SOL. 12 Derribó además el rey los altares que estaban sobre la techumbre de la sala de Achâz, que los reyes de Judá habían hecho, y los altares que había hecho Manasés en los dos atrios de la casa de Jehová; y de allí corrió y arrojó el polvo en el torrente de Cedrón.

2 Crónicas 34:1 DE OCHO años era Josías cuando comenzó á reinar, y treinta y un años reinó en Jerusalem. 2 Este hizo lo recto en ojos de Jehová, y anduvo en los caminos de David su padre, sin apartarse á la diestra ni á la siniestra. 3 A los ocho años de su reinado, siendo aún muchacho, comenzó á buscar al Dios de David su padre; y á los doce años comenzó á limpiar á Judá y á Jerusalem de los altos, bosques, esculturas, é imágenes de fundición. 4 Y derribaron delante de él los altares de los Baales, é HIZO PEDAZOS LAS IMÁGENES DEL SOL, que estaban puestas encima; despedazó también los bosques, y las esculturas y estatuas de fundición, y desmenuzólas, y esparció el polvo sobre los sepulcros de los que las habían sacrificado.

Job 31:24 Si puse en oro mi esperanza, Y dije al oro: Mi confianza eres tú; 25 Si me alegré de que mi hacienda se multiplicase, Y de que mi mano hallase mucho; 26 SI HE MIRADO AL SOL CUANDO RESPLANDECÍA, Y Á LA LUNA CUANDO IBA HERMOSA, 27 Y mi corazón se engañó en secreto, Y mi boca besó mi mano: 28 Esto también fuera maldad juzgada; Porque habría negado al Dios soberano.

Isaías 27:6 Días vendrán cuando Jacob echará raíces, florecerá y echará renuevos Israel, y la haz del mundo se henchirá de fruto. 7 ¿Acaso ha sido herido como quien lo hirió? ¿ó ha sido muerto como los que lo mataron? 8 Con medida la castigarás en sus vástagos. El reprime su recio viento en el día del aire solano. 9 De esta manera pues será purgada la iniquidad de Jacob; y éste será todo el fruto, la remoción de su pecado, cuando tornare todas las piedras del altar como piedras de cal desmenuzadas, y NO SE LEVANTARÁN LOS BOSQUES, NI LAS IMÁGENES DEL SOL. 10 Porque la ciudad fortalecida será asolada, la morada será desamparada y dejada como un desierto: allí se apacentará el becerro, allí tendrá su majada, y acabará sus ramas.

Ezequiel 6:1 Y FUÉ á mí palabra de Jehová, diciendo: 2 Hijo del hombre, pon tu rostro hacia los montes de Israel, y profetiza contra ellos. 3 Y dirás: Montes de Israel, oid palabra del Señor Jehová: Así ha dicho el Señor Jehová á los montes y dicho el Señor Jehová á los montes y á los collados, á los arroyos y á los valles: He aquí que yo, yo haré venir sobre vosotros cuchillo, y destruiré vuestros altos. 4 Y vuestros altares serán asolados, y VUESTRAS IMÁGENES DEL SOL SERÁN QUEBRADAS: y haré que caigan vuestros muertos delante de vuestros ídolos. 5 Y pondré los cuerpos muertos de los hijos de Israel delante de sus ídolos; y vuestros huesos esparciré en derredor de vuestros altares. 6 En todas vuestras habitaciones las ciudades serán desiertas, y los altos serán asolados, para que sean asolados y se hagan desiertos vuestros altares; y quebrados serán vuestros ídolos, y cesarán; y VUESTRAS IMÁGENES DEL SOL SERÁN DESTRUÍDAS, y vuestras obras serán desechas.

Ezequiel 8:1 Y ACONTECIO en el sexto año, en el mes sexto, á los cinco del mes, que estaba yo sentado en mi casa, y los ancianos de Judá estaban sentados delante de mí, y allí cayó sobre mí la mano del Señor Jehová. 2 Y miré, y he aquí una semejanza que parecía de fuego: desde donde parecían sus lomos para abajo, fuego; y desde sus lomos arriba parecía como resplandor, como la vista de ámbar. 3 Y aquella semejanza extendió la mano, y tomóme por las guedejas de mi cabeza; y el espíritu me alzó entre el cielo y la tierra, y llevóme en visiones de Dios á Jerusalem, á la entrada de la puerta de adentro que mira hacia el aquilón, donde estaba la habitación de la imagen del celo, la que hacía celar. 4 Y he aquí allí estaba la gloria del Dios de Israel, como la visión que yo había visto en el campo. 5 Y díjome: Hijo del hombre, alza ahora tus ojos hacia el lado del aquilón. Y alcé mis ojos hacia el lado del aquilón, y he aquí al aquilón, junto á la puerta del altar, la imagen del celo en la entrada. 6 Díjome entonces: Hijo del hombre, ¿no ves lo que éstos hacen, las grandes abominaciones que la casa de Israel hace aquí, para alejarme de mi santuario? Mas vuélvete aún, y verás abominaciones mayores. 7 Y llevóme á la entrada del atrio, y miré, y he aquí en la pared un agujero. 8 Y díjome: Hijo del hombre, cava ahora en la pared. Y cavé en la pared, y he aquí una puerta. 9 Díjome luego: Entra, y ve las malvadas abominaciones que éstos hacen allí. 10 Entré pues, y miré, y he aquí imágenes de todas serpientes, y animales de abominación, y todos los ídolos de la casa de Israel, que estaban pintados en la pared alrededor. 11 Y delante de ellos estaban setenta varones de los ancianos de la casa de Israel, y Jaazanías hijo de Saphán estaba en medio de ellos, cada uno con su incensario en su mano; y del sahumerio subía espesura de niebla. 12 Y me dijo: Hijo del hombre, ¿has visto las cosas que los ancianos de la casa de Israel hacen en tinieblas, cada uno en sus cámaras pintadas? porque dicen ellos: No nos ve Jehová; Jehová ha dejado la tierra. 13 Díjome después: Vuélvete aún, verás abominaciones mayores que hacen éstos. 14 Y llevóme á la entrada de la puerta de la casa de Jehová, que está al aquilón; y he aquí mujeres que estaban allí sentadas endechando á Tammuz. 15 Luego me dijo: ¿No ves, hijo del hombre? Vuélvete aún, verás abominaciones mayores que éstas. 16 Y metióme en el atrio de adentro de la casa de Jehová: y he aquí junto á la entrada del templo de Jehová, entre la entrada y el altar, como veinticinco varones, sus espaldas vueltas al templo de Jehová y sus rostros al oriente, Y ENCORVÁBANSE AL NACIMIENTO DEL SOL.

LAS TEMERARIAS MENTIRAS DEL PAPADO

Francisco encabeza una institución fundada en mentiras, por lo que no es sorprendente que sus mensajes durante la reciente viaje a América estaban llenos de la misma. Las mentiras de Roma incluyen el papado en sí, el sacerdocio, los sacramentos, Mariolatría, el purgatorio y las “reliquias sagradas.” No hay ni una pizca en la Escritura de que Pedro tuvo la “supremacía” sobre los demás apóstoles o que él era de alguna otra manera algún tipo de “papa”. Era una mentira miserable desde sus inicios.

Durante cientos de años, los papas utilizaron falsificaciones tales como la Donación de Constantino, una mentira descarada afirmando que Constantino le dio al obispo de Roma la supremacía “sobre todas las iglesias de Dios en toda la tierra”, otorgándole una corona, y donándole “la ciudad de Roma, y todas las provincias, lugares y ciudades de Italia y las regiones occidentales.” El Papa Adrian I (778) usó esta mentira en su trato con Carlomagno. Fue utilizado por otros papas hasta que fue expuesto públicamente como una mentira durante la Reforma.

Luego estaban las Decretales de Isidoro, utilizados por el hermano escarlata del papa Francisco, Nicolás I, que afirman que los papas “ocupan el lugar de Dios en la tierra.”

Estas antiguas mentiras nunca han sido renunciadas por el papado. Al mantener el oficio, sin importar cómo “humildemente”, Francisco está de acuerdo con sus mentiras fundacionales, así que no es de extrañar que sus mensajes estén llenos de más mentiras.

Considere su mensaje en la Catedral de San Patricio en Nueva York, septiembre 25. En primer lugar, allí estaba su encubrimiento del “escándalo de los abusos sexuales del clero.” de la Iglesia Católica. Dirigiéndose a sus compañeros sacerdotes, dijo: “[Ustedes] sufrieron mucho … por tener que soportar la vergüenza de algunos de sus hermanos que dañaron y escandalizaron a la Iglesia en los sectores más vulnerables de sus miembros.” Ese “algunos” en realidad asciende a miles de sacerdotes que utilizaron sus cargos de confianza para cometer actos sucios con los niños, en su mayoría varones.

Un estudio realizado en 2004 por John Jay College encontró 11,757 denuncias de abuso sexual que involucran 5,148 sacerdotes y el informe sólo se refería a la mitad de los sacerdotes en los EE.UU. Por entonces, la Iglesia Católica ya había gastado $1,000,000,000 para resolver demandas y proporcionar “tratamiento” para sus sucios sacerdotes, y el informe observó que “el final no se vislumbra.”

El Papa también mintió en su discurso en el St. Patrick para dirigirse a los musulmanes como “hermanos y hermanas”. Mahoma blasfema, niega que Jesús es el Hijo de Dios que murió por los pecados del hombre. El Corán dice: “adviertan a los que dicen: ‘Allah ha engendrado un hijo.’ No tienen ninguna prueba de eso y tampoco lo hicieron sus padres. Esto es una cosa terrible que viene de sus bocas. Ellos no dicen más que mentiras.”. (Sura 18:4). En lugar de llamar a Mahoma y su pueblo hermanos y hermanas, el Papa y debía indicar que la “prueba” que Mahoma demandaba es el nacimiento virginal, sin pecado y vida única, expiación vicaria y resurrección corporal de Jesucristo, todas basadas en asombrosas profecías escritas antes de nacer. Si Jesucristo no es el Hijo de Dios, no hay tal cosa como evidencia. Pero, el Papa no cree en el evangelio de la salvación por la gracia gratuita de Cristo sin obras, por lo que no tiene la verdad para enfrentarse a alguna falsa religión.

Otra mentira que el Papa habló en San Patricio fue la mentira de que María escucha y contesta la oración. Él dijo: “Vamos a encomendamos a la Virgen el trabajo que se nos ha confiado hacer.” Dejando sus vanas protestas de lado, la doctrina de Roma de María es una blasfema usurpación de Cristo como único Salvador y Mediador, y solo este hecho debería impulsar a todos los cristianos que creen en la Biblia a denunciar al papado en términos muy claros.

Fuente: wayoflife.org
Traducción: masNobles.net